Cestas de Navidad con queso

Celebra las fiestas con nuestras excelentes cestas de Navidad con queso, deléitate con las mejores variedades para combinar con cada parte del festín. ⭐

Pasión por el queso en tu Navidad

¿Puedes tan siquiera imaginarte una Navidad sin queso? Nada más de escuchar que se acerca la fecha, empiezas a saborear el manchego, el brie, el sardo… Todas obras maestras de la cultura culinaria, completamente dispuesto para ser acompañados por el jamón Ibérico y un vino seco. ¿Hay algo que no se pueda combinar con queso? ¡Sabes bien que no!
Estamos completamente convencidos de que se te estuvo haciendo agua la boca mientras pensabas en todo esto, pero no te preocupes, hemos venido a ofrecerte nuestras cestas de Navidad con queso, porque te lo mereces, porque ya te has privado de lo suficiente este año y ahora es casi un deber brindarte esta satisfacción que has estado ansiado tanto tiempo.

La luna de la noche buena es de queso

Tal vez la mejor característica de este lácteo tan particular sea su amplia gama de variedades. Desde los quesos frescos a los maduros, hay millones de opciones para deleitarse y combinar. Los conocedores saben que la fruta y el queso son hermanos separados al nacer, y si esa fruta es una uva, si es fermentada o si, para ser más claros, es un vino seco: Magia… Es simple y real.
Hay algo en esa cremosidad que se disuelve lentamente en nuestras bocas, algo instintivo y profundo que nos lleva a comer otro bocado. La satisfacción que pueden brindarte las cestas de Navidad con queso es inigualable y es justo, necesario, que las tengas coronando tu mesa. Tu familia lo agradecerá y tú también, ni hay nada que discutir al respecto.

La clave del queso, su fragancia…

Reconocer un buen queso es simple, sólo debes fijarte en su olor y es que la presencia fuerte y característica habla de su frescura, de su proceso de maduración e incluso del mejor complemento para acompañarle. Si además de ser un amante del queso, eres un amante del vino, no puedes perder la oportunidad de aprender a combinarlos como corresponde.
La clave está en el contraste, es decir, quesos salados con vinos dulces, pero también hay quesos fuertes como el queso azul o el queso brie cuya mejor compañía se encuentra entre los vinos blancos secos. Todo esto y más te ofrece nuestras cestas de Navidad con queso, porque sabemos que en la variedad yace la magia y eso no puede faltar en tu mesa jamás.

Uvas y queso saben a beso

¡Ya ves que los refranes nunca mienten! Regalar queso es regalar un pedazo de amor y nosotros somos unos verdaderos apasionados. Estas fiestas colmamos tu mesa con los más dulces, lo más suaves, los más fuertes… Cada uno mejor que el otro. Nuestra selección es inclemente, sólo lo mejor y honor a quien honor merece. Disfruta sin pensarlo dos veces.
Toda la alegría que albergan nuestras cestas de Navidad con queso está servida para que tú y los tuyos se regocijen en esta noche única e irrepetible. Amar es saber escoger para dar, y nosotros somos unos románticos, amamos celebrar. ¡Gracias por escogernos una vez más!

Usamos cookies    +info
Privacidad